CulturaMartes, 20 Diciembre, 2016 - 01:55

Aprender a valorar los sabores de la tierra

El viernes 16 se llevó a cabo en la casa de la Cultura de Catamarca una charla destinada a la promoción de la alimentación consciente y la revalorización de la cocina tradicional de Catamarca, en adhesión del Terra Madre Day, promovido por la organización Slow Food.

Bajo el título “La madre tierra como diosa nutriente”, la Dra. Graciela Maturano, investigadora en alimentación, y la chef profesional María Elena Ledesma desarrollaron el tema de la necesidad de revalorizar lo que nos brinda la tierra, volver a la alimentación natural, orgánicos, puros, evitando, o al menos disminuyendo los alimentos industrializados. “Se puede comer sano y rico”, fue el mensaje de la Dra. Maturano, quien además instó tanto a quienes presentan servicios relacionados con la comida, como a los padres de familia, a modificar los hábitos alimentarios, incorporando los alimentos propios de nuestra tierra como la quinoa, la algarroba, frutas y verduras de estación a la preparación de las comidas.
Por su parte, María Elena Ledesma explicó que el movimiento Slow Food (comida lenta) nace  en contraposición al Fast Food (comida rápida) que tiene por finalidad rescatar las comidas y los ingredientes locales. Aclaró además que la forma de alimentación que propone no es contar calorías, sino garantizar, desde la propia cocina familiar, la calidad de los alimentos que estamos ingiriendo. Slow food, movimiento nacido en Italia, pero que se extendió a todo el mundo tiene como pilares fundamentales: lo limpio (para nosotros y para el medio ambiente), lo bueno (es decir, sano y rico) y lo justo (garantizando un comercio justo).
También se habló de volver a valorar los sabores tan diversos que nos da la tierra y que por una tendencia actual cada vez se disfrazan más con azúcar o con sal. “Creemos que es necesario extender a todos el comer sano y que lo hagamos por elección pero sin fanatismos”, concluyó la chef.
Luego de la charla, el momento artístico estuvo dado por la interpretación de “Elogio del viento” (Armando Tejada Gómez y Gustavo Cuchi Leguizamón), a cargo de Sandra Warmi Sosa, con el acompañamiento de Enrique Loyola y Federico Peludero. Más tarde, Luis “Titakin” Maturano presidió el ritual de la Pachamama, del que participaron todos los presentes haciendo sus ofrendas a la madre tierra. 
La charla contó con el auspicio de a Secretaría de Estado de Cultura a través de la Dirección Provincial de Patrimonio. 

Comentá esta nota