Tecnología

‘Tienes un e-mail’: qué, cómo y cuándo comunicar efectivamente por correo electrónico

Desde que se envió el primer mensaje de correo electrónico a través de una red en el año 1971, el mundo del e-mail fue incorporando usos, formatos y hasta asumió objetivos distintos según el contexto y los avances.

Con el tiempo, las marcas comenzaron a asumir al correo online como una herramienta fundamental para comunicarse con sus clientes quienes deciden aceptar, o no, la llegada de la información, datos o promociones de las empresas, es decir, su correo electrónico masivo.

Así como en la película “Tienes un e-mail” donde el protagonista Joe Fox (Tom Hanks) mantiene una relación por correo electrónico con Kathleen Kelly (Meg Ryan), es como las distintas compañías buscan (de las maneras más ingeniosas) mantener un vínculo y una fidelidad con los clientes que, si no reciben de manera adecuada el mensaje, finalizarán el vínculo con un solo ‘click’.

Ahora ¿cómo se comunican hoy las empresas por este medio? ¿Qué tipo de estrategia desarrollan para acercarse? ¿Cómo emiten su mensaje? Estos cuestionamientos logran interpelar a los agentes especialistas que incorporarán al denominado ‘email marketing’ dentro de sus principales estrategias.

¿Por qué el e-mail marketing?

Entre los numerosos canales de comunicación que las empresas poseen en la actualidad, el e-mail marketing se compone como uno de los principales. Desde las confirmaciones de pedidos/pagos hasta el envío de newsletter, los correos electrónicos se convirtieron en un aspecto esencial de crecimiento.

Las tecnologías contribuyeron a la creación de distintas funcionalidades como los programas de correo masivos, que facilitaron la tarea de los agentes de marketing y expandió esta estrategia aún más. Entre los casos, existen aquellos como Mailrelay que, por ejemplo, permite crear newsletter, enviar mailings, gestionar la lista de suscriptores y analizar las campañas de email.

Por otro lado, los beneficios de los correos electrónicos a la marca son numerosos y significativos. El primero lugar, es uno de los canales de información y comunicación más directo donde no hay ruidos ni interferencias. A su vez, permite reforzar y mejorar la imagen de la marca a través de información específica y útil para los usuarios. Por último, contribuye fuertemente a la fidelización del cliente que se sentirán satisfechos por la experiencia de compra, volverán a elegir a la marca y, además, la recomendarán.

Las claves del éxito

Para que la estrategia será efectiva y eficiente, será relevante tres aspectos fundamentales: El qué, el cómo y el cuándo. Si estas tres cuestiones no están bien definidas, las probabilidades de éxito serán mejores:

El qué: El contenido del mensaje será fundamental. El mismo deberá tener un valor para el usuario, que le sea interesante y relevante. Enviar información por enviar, perjudicará a la el vinculo empresa-cliente y provocará, en el corto plazo, la cancelación de la suscripción.

El cómo: Definido el canal y el qué va a decir, las marcas deberán enfocarse en el cómo. La definición del tono de voz, las palabras, la extensión, el uso de imágenes o no, serán puntos para tener en cuenta en este aspecto.

El cuándo: Definido lo anterior, el cuándo será el tercer punto para tener en cuenta. Respetar los horarios de los clientes, sin interrumpir en sus horarios de descanso o actividades post jornada laboral, será relevante para ser efectivos y tener el feedback adecuado.

Dejá tu comentario:

Union Radio

Parlantes
Union digital